logo CUADRILLA SALVATIERRA
llanada alavesa
Compartir: Facebook Twitter Google Plus Pinterest

La Comarca

Naturaleza

Flora

La vegetación original de la Llanada estaba constituida por densos bosques que cubrían prácticamente toda su superficie. Actualmente las manchas forestales que subsisten están mayoritariamente formadas por variedades autóctonas, al margen de algunas especies introducidas como el pino, el alerce, el ciprés o el abeto. Lógicamente en los montes los bosques se han conservado mejor, pero en el llano la agricultura ha tomado la mayor parte de la superficie, exceptuando algunas islas forestales, algunas de notable importancia. Por encima de la cota de los 800 metros, tanto en las sierras septentrionales como en las meridionales, domina el haya (Fagus sylvatica). Por debajo de esa cota, en las laderas de las sierras septentrionales, que son carasur, la especie dominante es el bosque de roble negro (Quercus pyrenaica), sin embargo en las sierras del sur, cuyas laderas miran al norte, el bosque es de roble albar (Quercus robur), este roble también se da en la zona norte pero a menor altitud que el negro. El albar se distribuye también por las zonas más llanas, dando paso a los bosques de quejigos (Quercus faginea). En la sierra de Gebara-Aldaia, la especie predominante es la encina carrasca (Quercus rotundifolia). Los cursos fluviales están bordeados por alisos (Alnus glutinosa).

Fauna

La fauna, a pesar de la intensa humanización del paisaje, es variada y relativamente abundante. Los hábitats de la Llanada variaron sustancialmente a partir de la construcción del embalse de Ullibarri-Ganboa en los años cincuenta del siglo XX, especialmente, cómo es lógico, en lo que respecta a la fauna acuática y a la avifauna. La trucha es la reina de los ríos de la Llanada. El cangrejo rojo, otrora abundante, ha sido sustituido por especies importadas. En cuanto a la fauna terrestre, podemos destacar el lagarto ocelado y las culebras de variadas especies. Entre los mamíferos, la liebre, la ardilla roja y el lirón, carnívoros como la comadreja, la marta, la nutria, el visón, el zorro o raposo, el corzo y el jabalí. Las aves son las joyas de la fauna de la Llanada. Las colas del sur del embalse, en Mendixur, constituyen un refugio incomparable, reconocido como humedal RAMSAR. Allí pueden observarse, entre otras muchas aves, somormujos, garzas, fochas y patos de variadas especies. El águila real y el alimoche anidan en las sierras septentrionales. La cigüeña, después de décadas de abandono vuelve a anidar en los campanarios. Perdices y codornices pueblan las áreas de cultivo, mientras que vegas, sotos y bosquetes son refugio de otras muchas especies. Durante el paso las torcaces y las becadas son un atractivo para los cazadores.

Agenda

mes anteriorDICIEMBRE 2017mes siguiente
LMXJVSD
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14  15  16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Logo Cuadrilla Agurain